jueves, 30 de julio de 2009

Condenao

Recientemente han ocurrido, aquí, en nuestro paisito, varios actos delictivos perpetrados por adolescentes. Ante lo triste de los casos y sus nefastas consecuencias, gran parte de la sociedad, en busca de soluciones, ha propuesto rebajar la edad para ser objeto de una condena penal. No obstante, yo me pregunto si no será mejor dedicar más recursos a la educación, a todos los niveles.

1 comentario:

Alicia dijo...

Por supuesto que la educación es IMPRESCINDIBLE. El mal hay que atacarlo de raíz; enderezar el árbol de pequeño. Nos ahorraríamos muchos disgustos